BNK España presenta los proyectos para sus primeros sondeos exploratorios

Miércoles, 18. Febrero 2015
BNK España

BURGOS, 18 de febrero de 2015 – BNK España ha presentado ante la Administración sus proyectos para los primeros pozos de exploración de hidrocarburos en el norte de Burgos, en los permisos denominados Urraca y Sedano. El objetivo de los proyectos es confirmar la existencia de gas natural en la formación geológica Camino, que forma parte de la cuenca vasco-cantábrica, la zona de España con mayor potencial para albergar esta fuente de energía. Durante la tramitación de los proyectos y hasta que las administraciones concedan los permisos necesarios, no
podrá realizarse sobre el terreno ninguna actividad relacionada con la exploración de hidrocarburos.

Los sondeos se situarán en seis emplazamientos:
 Tres en el permiso Urraca, otorgado por el Ministerio de Industria, en los municipios de Medina de Pomar, Merindad de Cuesta Urria y Villarcayo
 Tres en el permiso Sedano, concedido por la Junta de Castilla y León, dos de ellos en Merindad de Río Ubierna y uno en Valle de Sedano

Los emplazamientos tienen una extensión media de 2,3 hectáreas (150 x 150 metros de lado aproximadamente), y en cada uno de ellos podrán realizarse hasta dos sondeos. La ejecución de las obras se hará siempre de forma paulatina, una tras otra, puesto que el análisis de cada pozo determinará la ubicación del siguiente.

La Evaluación Ambiental, de las más garantistas de Europa Los proyectos van acompañados de los correspondientes Estudios de Impacto Ambiental (EIA), según lo dispuesto en la Ley aprobada en noviembre de 2013, una de las pocas de Europa que obliga a realizar Estudio de Impacto Ambiental en la fase exploratoria de los proyectos. Los Estudios de Impacto Ambiental se componen de 10 estudios y 4 anexos, que sirven de base para analizar de forma específica cada uno de los posibles impactos. En los EIAs se evalúan las diferentes alternativas y medidas
correctoras para que el sondeo sea compatible con la protección del medioambiente y de las personas.

Los estudios y anexos incluidos en los EIAs han sido elaborados por más de una treintena de especialistas (ingenieros, geólogos, hidrogeólogos, ambientalistas, biólogos y arqueólogos), que han trabajado durante más de dos años. En ellos se analizan aspectos como la geomecánica del subsuelo, hidrogeología, geología, ciclo de agua, sismicidad, arqueología, biología, no afección a Red Natura 2000, modelo de ruido y calidad del aire.

Según lo dispuesto en la ley, los proyectos son públicos y por tanto se distribuirán a instituciones técnicas, autoridades medioambientales y ayuntamientos, que informarán sobre su idoneidad, y además estarán accesibles a los ciudadanos, asociaciones, sindicatos, partidos políticos y ONGs.

Beneficios para ayuntamientos y propietarios de terrenos

Según los presupuestos incluidos en los proyectos, cada pozo requerirá una inversión de entre 10 y 20 millones de euros, dependiendo de sus características, ubicación y profundidad. Como consecuencia, la empresa pagará entre 300.000 y 600.000 euros por cada sondeo al ayuntamiento correspondiente en concepto de impuestos municipales y tasas, cálculo realizado tomando como referencia un Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) del 4%.

A estas cantidades hay que añadir lo dispuesto en el Proyecto de Ley de Hidrocarburos aprobado por el Gobierno el pasado mes de diciembre. En ella se establece que si la exploración tiene éxito y la extracción es posible, los propietarios de terrenos situados en la zona del yacimiento obtendrán un 1% de la producción, lo que supondrá un beneficio de entre 2 y 4 millones de euros por cada emplazamiento.

El mismo Proyecto de Ley, que ahora se encuentra en trámite parlamentario, establece además una tasa de 125.000 euros por cada sondeo; y un impuesto a la producción de entre el 1 y el 4% que revertirán “con especial intensidad en las
comunidades autónomas y en los municipios donde se ubiquen estas actividades”.

Compromiso con la transparencia Para informar sobre estos proyectos, BNK España ha creado una plataforma web específica con toda la información del denominado Proyecto Burgos con un formulario interactivo al que se pueden dirigir dudas y preguntas. Además, la compañía distribuirá folletos informativos a todos los ciudadanos de los ayuntamientos en los que se han proyectado sondeos.

Las técnicas que BNK utiliza son seguras y probadas por una experiencia de décadas y están sometidas al control más estricto de las leyes y las Administraciones. La exploración de los recursos de gas en la provincia supone una enorme oportunidad para la inversión, el desarrollo y la creación de empleo. BNK tiene entre sus principios el de velar por la creación de oportunidades económicas y de beneficios sociales en las comunidades en las que opera, proporcionar formación y empleo a la población local y utilizar sus servicios.

Sobre BNK España:

BNK España es la filial de BNK Petroleum en nuestro país, donde cuenta con los permisos de investigación Sedano y Urraca situados en la cuenca vasco-cantábrica, el dominio geológico con mayor potencial objetivo de gas pizarra o shale gas, según los expertos. En la misma zona
la empresa ha solicitado un permiso más, el de Rojas, todavía pendiente de concesión.

BNK Petroleum Inc. es una compañía canadiense del sector de la energía, dedicada a la adquisición, exploración y producción de reservas de gas y petróleo, que tiene un enfoque estratégico en Europa. Hasta la fecha, BNK ha obtenido 5 concesiones con una extensión total de 4,550 km2 (4,155 km2 netos) distribuidas en Polonia y España. En Estados Unidos, BNK posee pozos propios en producción, concentrados en la región de Caney Shale, en Oklahoma.