Comienza la producción en el yacimiento de gas Viura (La Rioja)

Viernes, 13. Febrero 2015
Noticias de La Rioja

La semana pasada comenzó la producción de gas en el yacimiento Viura situado en el término municipal de Sotés (La Rioja), «si bien de aún de manera discontinua, esperando finalizar el rodaje de la planta de procesado», según especifica Luis Carmona, director del proyecto Viura, que es liderado por Unión Fenosa Gas y en el que también participan las compañías Oil&Gas Skills y la Sociedad de Hidrocarburos de Euskadi (SHESA). El gas ya se está comercializando tras finalizar el período de pruebas y haber conectado mediante un gaseoducto la planta de procesado de gas a la red nacional de transporte de Enagás. La planta de tratamiento de gas está ubicada en la misma localización que el pozo VIURA-1, que fue el primero en ser perforado y el que descubrió el yacimiento en el año 2010. También se ha conectado la planta de procesado con el segundo pozo VIURA-3, perforado en 2013 en el término municipal de Hornos de Moncalvillo. El objetivo del proyecto es alcanzar el pleno rendimiento en el plazo de un mes, cuando se espera llegar a producir la cantidad máxima autorizada de 500.000 metros cúbicos de gas al día. «Las cantidades producidas durante estos primeros días son variables y todavía pequeñas» según especificaba Luis Carmona.

El proyecto de gas Viura ha dado trabajo a más de 420 personas, de las que al menos la mitad han sido de la zona. En este momento hay unas 70 personas trabajando de forma directa en la planta de gas, entre el personal que trabaja en producción y los que están haciendo remates en la construcción. A mitad de 2015, la plantilla se reducirá a la mitad, a unas 30 personas, que trabajarán de forma permanente en la planta. La perforación de los dos pozos, la adquisición de una campaña sísmica 3D, la construcción de la planta de procesado y los gasoductos han superado una inversión de 100 millones de euros. De momento, no se planea perforar más pozos, a la espera de comprobar cómo se comportan la producción en los actuales. Los estudios realizados siguen apoyando las primeras perspectivas de que este yacimiento puede albergar unas reservas de gas suficientes para abastecer el consumo de La Rioja durante una década.